Virita Agua floral de Violetas

Virita Agua floral de Violetas

Este spray para la piel tiene una fuerte acción vigorizante, efectúa una limpieza profunda de la piel y es muy útil para la curación de la piel lesionada e irritada. Libera a la piel del estrés por el trabajo en el ordenador, por la televisión y después de horas de conversaciones telefónicas con el móvil. También es muy eficaz como desodorante para eliminar el sudor y el olor corporal. 

El uso diario aumenta la resistencia y la vitalidad de la piel y crea una sensación agradable cuyos efectos se proyectan en el cuerpo y en el alma.

Disponibilidad: Disponible

HVIAC018

30,90 €

Añadir al carrito

Más

Los ingredientes de las violetas curan las heridas de manera muy eficaz. Las violetas son el más fuerte de todos los agentes curativos de las heridas, cuando se trata de curar enfermedades de la piel o para proteger el cuerpo contra la degeneración cancerosa.

Ideal para:

  • Piel dañada, seca o agrietada con imperfecciones, espinillas, puntos negros, acné, nódulos, inflamaciones de los ganglios linfáticos y hongos en la piel y uñas
  • Para la piel masculina seca y sensible, sobre todo heriditas y después del afeitado
  • Para la prevención y tratamiento de infecciones virales que pueden causar verrugas o cáncer de piel
  • Para eliminar el estrés de tu cara y el cuerpo, especialmente en el trabajo de ordenador o teléfono móvil

Modo de uso:

¡Agítese antes de su uso! Para la regeneración de la piel se utiliza lo primero, después de la ducha, esta agua floral de violetas. Con el pulverizador se humedece la cara, el cuerpo, las axilas o la zona genital y se deja actuar el agua de violetas.

Composición:

Agua, violetas perfumadas, resina de liquidámbar oriental, bálsamo de Tolú. Parfum: aceites esenciales de caléndula y brezo, rosa damascena, saúco negro, flor de tilo, suero de leche, extracto de espelta.

Ingredientes procedentes de la agricultura ecológica o de la recolección de plantas silvestres.

De la fitoterapia científica:

Las Violetas contienen ingredientes muy valiosos.

Las violetas son el remedio número 1 para curar heridas y todos los problemas del cuidado y alimentación de las pieles secas y sensibles. Ninguna otra planta medicinal presta una ayuda tan rápida y eficaz. La violeta es para Santa Hildegarda la clave para la prevención y el tratamiento de las enfermedades de la piel.

1. Aceites Esenciales:

El aceite extraído de la flor contiene aceites esenciales con el olor característico a violeta de los cuales un 10-20% irone un tipo de isoflavonoides con un pronunciado efecto antioxidante y captador de radicales libres.

El aceite esencial de violetas tiene un significativo efecto antiséptico, antimicrobiano, antiviral y antifúngico, por lo que el aceite de violeta puede ser utilizado como un excelente agente de curación de heridas. Por otra parte, los aceites esenciales fortalecen la capa protectora más externa de la piel y activan el mecanismo de defensa de la piel contra los microorganismos y las influencias ambientales.

2. Antocianinas y bioflavonoides:

Son muy importantes los bioflavonoides rutosid (Viola quercetina), la antocianina violanina (glucósido de delfinidina) y el glucósido de cianidina (Gauin) los tres actúan como potentes antioxidantes y por lo tanto puede eliminar los radicales libres de oxígeno relacionados con estrés de la zona de la herida. Además, los bioflavonoides son capaces, como lavitamina P, de reparar las células y los vasos sanguíneos dañados.

3. Propiedades anti-inflamatorias y de cicatrización de heridas:

El efecto antiinflamatorio de las violetas es comparable al de la cortisona. Además, los alcaloides, violína y viola-emetina son estimulantes de la cicatrización de las heridas.

La vitamina C que contiene la violeta también desempeña un papel importante en la cicatrización de las heridas por su acción antiséptica y de captador de radicales libres.La vitamina C natural tiene un efecto más fuerte y más rápido que la producida sintéticamente en forma de ácido L-ascórbico.

4. Propiedades anticancerígenas:

Todas las partes de la planta de la violeta contienen violína, el alcaloide antitumoral. Otros alcaloides anticancerígenos son el eugenol, el ácido felúrico,el kampferol, la quercitina, la escopoletina que ayudan en todas las formas de cáncer.

5. Como analgésico (eliminación del dolor):

La violeta también contiene ácido salicílico, un precursor de la aspirina, con lo que los dolores de cabeza, migrañas y desmayos pueden ser eliminados.

Ficha técnica

  • Volumen - 125ml

30 otros productos de la misma categoría:

Los clientes que compraron este producto también han comprado...